Llanto en el recién nacido

¿Cómo responder al llanto del bebé?

El llanto del recién nacido

El bebé recién nacido llorará mucho... ¿acaso tiene otra forma de comunicarse? Conviene aceptar que esto es así y que es bueno que así sea, aún dentro de ciertos parámetros.

En efecto, el bebé puede estar, dormido, despierto-callado y despierto-llorando. Las causas del llanto pueden ser diferentes: cansancio, hambre, tristeza o malestar. Puede tener calor o frío, puede estar incómodo o necesita un cambio de pañal. Aunque por cierto el motivo de llanto de bebé no siempre es claro y con frecuencia resulta perturbador. Un caso especial es el “cólico del recién nacido”, que suele ser una situación muy angustiante para la madre, aunque al no tener causas fisiológicas que indiquen anormalidades no debería ser de preocupación.

Dejar que el niño llore y no atenderlo no es una buena idea. Un bebe que llora siempre debería ser atendido. Además de las consecuencias emocionales que este tipo de abandono puede traer para el bebé, las investigaciones demuestran que un bebe que no es atendido no solo no dejará de llorar sino que llorará mucho más incluso en etapas más avanzadas del desarrollo.

El concepto de “malcriar” es una idea muy discutible. Expresar amor y afecto a través del contacto físico no solo es importante sino que es necesario. Porque en efecto, permanecer en brazos de una madre contenedora que atiende las demandas del pequeño está contribuyendo a crear un lazo de afecto que hará que al crecer el niño pueda transmitir los mismos sentimientos de amor hacia los otros.

Búsqueda personalizada
INICIO